¿Cómo se cuida el precioso Alaska rabbit?

Al Alaska rabbit le encanta estar en el campo

El Alaska rabbit es uno de esos peludos que pueden convertirse rápidamente en una de las mejores compañías que pueden tener personas jóvenes y mayores. Y es que, claro, tiene un pelaje tan suave y brillante, y un carácter tan amigable, que ¿quién puede evitar acariciarle? Yo, desde luego, no podría.

Así que si te apetece adquirir o adoptar uno, no lo dudes: continúa leyendo para saberlo todo sobre él.

Origen e historia

Vista de un conejo de Alaska adulto

Imagen – Farmili.com

A pesar de que su nombre pueda indicar lo contrario, el Alaska rabbit es un conejo que se originó en Alemania, no en Alaska. Se creó por Max Fischer, de Gotha, y por Schmidt, de Langensalza, en el año 1900. Ellos cruzaron Havanas, Holandeses, Himalayas y Champagne d’Argents con un único objetivo: que se pareciera al zorro de Alaska, el cual por entonces era un animal que se cazaba por su piel.

Sin embargo, no lo consiguieron, pero sí que lograron obtener conejos negros. En 1907 se mostraron por primera vez. Algunas décadas más tarde, en 1970, se importarían a América del Norte por Bert Reurs. Una vez allí, se agregaron al estándar estadounidense de criadores de conejos, pero en 1981 se eliminaron por el poco interés que se tenía por estos animales.

Actualmente, forma parte del British Rabbit Council, y hasta tiene su propio club: el Alaska Rabbit Club.

¿Cuáles son sus características físicas?

El Alaska rabbit es un animal que pesa de 3 a 4kg, siendo el macho algo más pesado que la hembra. Su cuerpo es redondeado, protegido por una capa de pelo negro, el cual es sedoso y lustroso. Las orejas son cortas, anchas y redondeadas.

¿Cómo es su comportamiento?

Es un animal cariñoso, tranquilo, gentil. Disfruta pasando horas y horas con su familia, sobretodo si hay alguien que lo mima 😉 .

¿Cuáles son sus cuidados?

Jaula

A la hora de comprar una jaula para tu Alaska Rabbit tienes que pensar que, cuanto más grande sea, más podrá moverse. Por eso, lo ideal es adquirir una de gran tamaño, o incluso un tipo parque cerrado que puedas poner en una habitación amplia de tu casa.

Alimentación

Con el objetivo de que se mantenga bien alimentado, algo que sin duda influirá en su salud, tienes que darle comida de buena calidad específica para conejos, como heno y pienso. Asimismo, puedes darle algunos trozos de fruta fresca como golosina.

Pelaje

Cepíllalo todos los días con un peine para animales de pelo corto. No es necesario que lo bañes, a menos que se ensucie mucho.

Uñas y dientes

Las uñas son una parte muy importante del cuerpo del conejo. Gracias a ellas puede sujetar mejor las cosas, como su comida. Pero cuando crecen mucho, es cuando pueden surgirle muchos problemas, de ahí que haya que revisárselas y cortárselas de vez en cuando.

Con los dientes pasa algo parecido. Como están creciendo siempre, toca darle al peludo madera para roer.

¿Dónde comprar?

Puedes conseguirlo en una tienda de animales. El precio puede variar, pero en general un gazapo cuesta entre 20 y 25 euros.

¿Qué te ha parecido el Alaska rabbit? 🙂


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.